15 abr. 2008

Como empiezo las despedidas

al final me silencio y empiezo a escribirte de adentro muchas veces pensándome en como es que puedo verte de frente a los ojos y reflejarme con tanto esplendor, este tiempo continua su paso; a breves pasos y yo sigo vigilante a tu espera quizás te he esperado toda la vida para que me la des, espere mi vida la que me has entregado sin duda a pretextos, ni a reclamos.

No hay comentarios: