27 nov. 2006

¿Será nuestro abril?

sobrellevando en mi espalda
la alegoría de tus ojos
y me regalas aquel
deseo que una vez tuve
mas allá de aquellas
que fueron tus llamadas,
en otros atardeceres
de destierro angustiante,
de tenerte tan cerca
y a la vez tan lejos,
que siento tu olor
esparcido en mi cuello
y la paz inmediata
en tu recuerdo.

Y me dices de frente
que busque la felicidad
viendo a las estrellas
entre el atardecer
de un verano tocado
al compás del viento.

Y sostienes en tus manos
mi corazón revuelto
al hallazgo más sorprendente
de que la ínfima realidad
que se tiene en frente
a la ventana desafiante
de que la verdad
es un a veces un mito
que morirá una vez
y tantas otras olvidadas

Brusquedad del tiempo no alcanza,
como sostenerse un instante
para dejarnos de pensar.

Y rasguñas con tus palabras
mi descontrol impuesto,
sobre mis actos de decencia
a mantener la insania;
la locura envuelta
en un sobre, que entrañan
todos aquellos abriles,
que recordaran
más que amaneceres
el gusto propio de pertenecernos.

Y silenciarás con tus besos
mi mundo ajeno,
de nosotros ambiguos
del atrás de lágrimas,
que es nuestra vida
antes de haberme
eclipsado con tus manos,
mis respuestas,
a la hora de las decisiones
y a la hora de los aciertos.


Si es tu abril, para mi sera mayo, o sera cualquier mes.. lo esencial es luchar o simplemente disfrutar lo que tenemos.

No hay comentarios: